Sobremesa del último rush legislativo del año | SapiensBox

Lloramos y reímos con el congreso esta semana.

En el resumen de esta semana nos topamos con un congreso inconsciente, atasque incesante de spots y Twitter en llamas por una supuesta “Ley Mordaza”, pero también Salma Hayek habló de su monstruo y confundieron a Cancún con el Mediterráneo.

Como si en serio fuera a haber contiendas internas en los partidos, las alianzas MORENA–PT-PES, PAN-PRD-MC y PRI-PANAL-PVN empezaron la spotiza de las precampañas. Vamos a escuchar y ver 11 millones 184 mil anuncios en radio y televisión, así que…

Meade empezó su gira de precampaña en San Juan Chamula, Chiapas y Anaya arrancó en su natal Querétaro. Ambos apelaron al folklore de los estados y se tomaron fotos con alguna artesanía o de plano se disfrazaron de artesanía. Está de más decir el grado de comodidad que muestran sus caras:

Además, parece que este día los papeles se intercambiaron, porque después de presumir tremenda barbacoa y llamara a Anaya y Mead “pirruris”, AMLO se adelantó todavía más y presentó al que sería su Gabinete, si llega a ser el presidente del próximo sexenio, en el Hotel Hilton de Reforma:

Pero el que de plano dio el mayor resbalón de la semana (otra vez) fue EPN cuando ante líderes de la OCDE, conjugó mal el verbo volver:

Lo triste de la situación es que la atención se concentre en los resbalones anecdóticos del presidente, cuando al mismo tiempo lleva adelante una agenda mucho más preocupante, como por ejemplo la de la Ley de Seguridad Interior, que por cierto acaba de ser aprobada.

Fueron muchos los esfuerzos de asociaciones civiles y de organismos internacionales para frenar la ley, pero en este momento solamente falta que la publiquen en el Diario Oficial de la Federación para que entre en vigor.

Pero no todo es tristeza, el debate sobre esta Ley nos dio joyas como Javier Lozano siendo corregido por la RAE y por eso tenemos que agradecerle a los chairolastras. Todo comenzó cuando Diego Luna salió al quite para defender a su compadre, pero especialmente a los ciudadanos, porque el senador del PAN le pidió que no opinara sobre temas que no conocía:

Entonces Lozano empezó a fijarse más en su ortografía, que en el fondo del mensaje:

Finalmente, y después de mucha presión de los tuiteros, la RAE terminó corrigiendo a Lozano:

Los senadores de nuestro país no solamente están terriblemente desactualizados en temas de DDHH, tampoco saben escribir… ¿a alguien le sorprende?

Otra que estuvo en tendencia fue Salma Hayek. La veracruzana se unió al movimiento #MeToo al publicar una carta en The New York Times bajo el título “Mi monstruo, Harvey Weinstein”. Salma detalló que cuando se encontraba en la producción de Frida, Weinstein la amenazó de muerte y la presionó en múltiples oportunidades para que mantuvieran relaciones sexuales.

Y hablando de abuso, casi al mismo tiempo que se aprobó la Ley de Seguridad Interior, se aprobó una reforma al Código Penal Federal para castigar la porno venganza, o sea: la difusión de imágenes y videos íntimos con el objetivo de acosar a una persona. Con la reforma, a quien difunda este tipo de material se le sancionará con prisión de seis meses a tres años y de 800 a dos mil días de multa.

Esta salió junto con una modificación al Código Civil, que se confundió con una “Ley Mordaza” y de lo que nos distrajo por algunos instantes fue de que “La Maestra” regresó al ojo público. Casualmente, a Elba Esther Gordillo le otorgaron prisión domiciliaria justo después de que el PANAL se aliara con el PRI… ¿coincidencia?