Taylor Swift: diosa aria | SapiensBox

Todos tenemos un icono del pop con quien nos identificamos, y si pertenecemos a una comunidad específica, esas figuras son más identificables: la comunidad LGBT tiene a Cher y a Lady Gaga, la comunidad latina tiene a Selena y los neonazis… tienen a Taylor Swift.

¿Puedes imaginarte a un montón de supremacistas blancos con la cabeza rapada alzando un brazo y cantando Look what you made me do? Este sencillo de su nuevo disco Reputation ha sido adoptado como el nuevo himno de los supremacistas blancos. Este es el análisis que usuarios de Reddit han hecho sobre la canción:

“Honey I rose up from the dead I do it all the time” (“Cariño, resucité; lo hago todo el tiempo”)
Se refiere, explican los usuarios, a la victoria inesperada de Trump, y a todas las victorias que ha recibido desde que fue elegido presidente

“I don’t like your little games” (“no me gustan tus jueguitos”)
En referencia a los presuntos juegos manipuladores de los medios

Aunque parezca solamente parte de una nueva teoría de la conspiración, los rumores sobre Taylor Swift y la supremacía blanca han tomado más fuerza desde el triunfo de Trump para la presidencia.

El blog supremacista Daily Stormer se han referido a ella como “una diosa aria pura, sacada de la poesía griega clásica” y también afirmaron que ella es secretamente nazi y estaba esperando el momento en que Trump ganara las elecciones para destaparse y anunciar su agenda aria al mundo.

No está claro cuándo los supremacistas blancos comenzaron a adorar a Taylor Swift, pero algunos creen que fue a partir de una fotografía que la cantante se hizo en el cumpleaños de Katy Perry con un joven que llevaba una camiseta con una esvástica.

A partir de ahí surgieron millones de memes de ella con citas de Hitler. Hasta hace un año existía una página en Facebook, Taylor Swift for Fascists Europe, dedicada exclusivamente a publicar estas imágenes y llegó tener hasta 18 mil seguidores.

En 2013, los abogados de Taylor Swift exigieron a Pinterest eliminar imágenes de la artista publicadas tras ser manipuladas por una adolescente, quien añadía en ellas frases de Adolf Hitler, haciendo creer que eran citas que correspondían a la artista.

La semana posterior al lanzamiento de Reputation se hizo público que sus abogados enviaron una carta a PopFront, por un artículo en el que se habla sobre su relación con los grupos supremacistas blancos y el silencio que ha mantenido la cantante al respecto:

“Si bien los músicos pop no son líderes mundiales respetados, tienen una gran audiencia y su música a menudo refleja sus valores. Así que el silencio de Taylor no es inocente, está calculado”, escribió la autora del texto, Meghan Herning.

Ahora el equipo legal de Swift está exigiendo la retirada y rectificación de una historia “probadamente falsa y difamatoria”, de lo contrario demandaran al medio.

Sin duda Taylor Swift cumple con los estándares de belleza aria: 1.80 de altura, profundos ojos azules y cabello rubio. Según los neonazis, la cantante ha expresado sus ideas políticas con mensajes secretos en algunas de sus canciones, como Bad Blood. Su silencio ha sido interpretado de muchas maneras, quizá una demanda diga más que mil palabras.