¿Violencia contra la mujer? | SapiensBox

¿En serio estamos combatiendo la violencia contra la mujer?

Este 25 de noviembre se conmemora el día internacional para la eliminación de la violencia contra la mujer, esta fecha surgió luego del asesinato de tres activistas políticas de República Dominica en 1960.

De acuerdo con la ONU, millones de mujeres en el mundo son víctimas de violencia que va desde el maltrato verbal de sus padres y discriminación laboral hasta golpes por parte de su pareja, trata, violación y asesinato.

En México, de acuerdo con cifras del INEGI, 52 de cada 100 mujeres han tenido al menos una relación de pareja (matrimonio, noviazgo o unión libre) en la que han sido agredidas por su actual o última pareja a lo largo de su relación.

En la Ciudad de México, 72 de cada 100 mujeres de 15 o más años declaró haber padecido algún incidente de violencia, ya sea por parte de su pareja o de cualquier otra persona.

Al menos en los últimos 10 años, en promedio, cada cuatro horas ocurrió la muerte violenta de una niña, joven o adulta en todo el país.

¿Qué pasa con las políticas públicas para combatirlo?

Centro de Justicia para las Mujeres

Estos centros fueron creados en 2012 con el objetivo de concentrar bajo el mismo techo todos los servicios que necesita una mujer que ha padecido violencia, además de ofrecer atención especializada y profesional.

No obstante, los centros no han pasado de ser sólo una buena idea. Los 27 centros que existen actualmente operan, todos, bajo modelos y lineamientos distintos. En su operación, los centros enfrentan la profesionalización de su personal, que no necesariamente ha sido sensibilizado para atender a las mujeres víctimas de violencia.

Cuarto Rosa

Es un programa de construcción de viviendas en las que se un cuarto está dedicado exclusivamente a mujeres, tanto para evitar que vivan en hacinamiento como para asegurar tengan un espacio propio.

Sin embargo, la estrategia del Gobierno Federal implica que los estados y municipios aporten parte de su presupuesto para apoyar este programa, lo que muchas veces retrasa la construcción, porque la mayoría de los municipios pobres del país no tiene los suficientes recursos para ejecutar el “cuarto rosa”.

La estrategia 30-100 para prevenir la violencia contra las mujeres en la Ciudad de México.

Esta estrategia implicó la entrega se silbatos que servirían para que las mujeres “avisaran” de posibles delitos que las afectan en particular. Pero de acuerdo con diversas organizaciones, la estrategia careció de diagnóstico sobre los tipos de violencia en el trasporte público, además de que no existieron protocolos de actuación policial en caso de que una mujer hiciera sonar el silbato.

Tampoco tuvo éxito en materia cuantitativa. Se ofrecieron 115 mil silbatos en una ciudad de casi 9 millones de habitantes.

El Estado mexicano ha invertido recursos durante estos últimos 10 años para combatir la violencia contra las mujeres, sin embargo, la violencia de género sigue marcando nuestra cotidianeidad. Para romper con el círculo de violencia es necesario eliminar el machismo y empoderar a la mujer, y eso requiere políticas públicas serias que incorporen la perspectiva de género y no que se limiten a dar la apariencia de hacerlo.

…como los vagones y taxis rosas: puro paliativo que no resuelve nada de raíz.